Okra guisada con tomates

Okra guisada con tomates

La okra vino de África, por eso en las islas del Caribe se conoce como quimbombó; pero también es conocida como ocra, gombo, molondrón, bamia o quingombó. En el Oriente Medio y en Grecia se conoce por los nombres árabes: bamyeh o bamyies. Fue un alimento muy popular en Egipto en los tiempos de Cleopatra.

La okra es buena para prevenir la diabetes y la arteriosclerosis, reducir el colesterol y los triglicéridos, bajar de peso, expulsar las toxinas y es muy buena para muchas otras condiciones de salud.

La okra guisada con tomates y cebollas es muy popular en la cocina mediterránea. Tradicionalmente, los guisos se hacen con tres veces más aceite de oliva del que incluimos en esta receta.

Ingredientes

  • 2 libras (.91 kilos) de okras pequeñas (no conseguí la pequeña así que partí las grandes por la mitad).
  • Sal
  • 1 taza de vinagre de vino tinto
  • 1/4 taza de aceite de oliva extra virgen
  • 2 cebollas medianas, cortadas por la mitad y luego en rodajas bien finas
  • 3 a 4 dientes de ajo picados (al gusto)
  • 1 libra de tomates, tomates tipo ciruela, preferiblemente sin semillas y rallados, o pelados sin semillas y bien picados
  • Pimienta recién molida
  • 1 cucharada de pasta de tomate diluida en 1/2 taza de agua
  • 1 cucharadita de pimienta de Jamaica (Allspice)
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 2 a 4 cucharadas de jugo de limón fresco (al gusto)
  • 1/4 taza de perejil finamente picado

Preparación

  1. Corte los tallos de las okras  y colóquelas en un tazón grande.
  2. Marínelas con sal y vinagre y déjelas reposar de 30 minutos a una hora.
  3. Escúrralas y enjuáguelas bien.
  4. Caliente el aceite de oliva a fuego medio en una sartén grande o en una cacerola con tapa.
  5. Agregue las cebollas.
  6. Cocine, revolviendo, hasta que estén tiernas (alrededor de cinco minutos).
  7. Agregue las okras y cocine revolviendo durante unos tres minutos más hasta que los bordes comiencen a tomar color.
  8. Agregue el ajo. Mézclelo  hasta que esté fragante (aproximadamente medio minuto).
  9. Agregue los tomates.
  10. Póngalas a fuego lento y cocínelas revolviéndolas frecuentemente, hasta que los tomates se cocinen y tengan un olor fragante (unos 10 minutos).
  11. Añada la sal y pimienta al gusto.
  12. Agregue la pasta de tomate disuelta, la pimienta de Jamaica (Allspice) y el azúcar.
  13. Si fuera necesario, añada agua para cubrir las okras. Póngalas a fuego lento tape y luego bájelo un poco.
  14. Cocine a fuego lento 45 minutos hasta que las okras esté muy tiernas.
  15. Añada el perejil, el jugo de limón y cocine a fuego lento otros cinco minutos.
  16. Pruebe y ajuste la sal.
  17. Retire del fuego y sirva caliente o a temperatura ambiente.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.