Proponen menos sal y grasas, más verduras y ejercicio

La nueva propuesta de las Guías Alimentarias de 2010 apunta a la obesidad al animar a los estadounidenses a recortar su consumo de sal, comer una dieta basada en vegetales y aumentar la actividad física.

Según el informe, que fue elaborado por una junta de 13 científicos y especialistas en nutrición, dos tercios de los estadounidenses tienen sobrepeso o son obesos. La obesidad, afirman los especialistas, es la mayor amenaza para la salud pública en este siglo.

Estas pautas dietéticas se actualizan cada cinco año y son expedidas por el Departamento de Agricultura y el Departamento de Salud y Servicios Humanos.

La propuesta sugiere la reducción de la ingesta de sodio de 2.300 miligramos a 1.500 miligramos por día. También aconseja una dieta al estilo vegetariano rica en verduras, frijoles y guisantes secos, frutas, granos enteros, nueces y semillas. El estudio recomienda ingerir sólo cantidades moderadas de carne magra carnes, aves y huevos.  Las directrices también piden recortar las sodas azucaradas, las bebidas y comer menos grasas saturadas.

También se recomienda la actividad física. Recomiendan por lo menos 2 1 / 2 horas de actividad física moderada  o 1 y 1 / 4 horas de una actividad física intensa  para los adultos  a la semana. Para los niños y los adolescentes sugieren una hora o más de intensidad moderada o una vigorosa actividad física cada día.

Las directrices también fomentan una mayor educación sobre la nutrición, los esfuerzos para motivar a las familias a cocinar más saludable y un mejor acceso a las frutas y hortalizas frescas.

Todos sabemos que necesitamos un cambio fundamental en el entorno alimentario. Vivimos en una sociedad con sobrepeso, tenemos más enfermedades y cada día la situación empeora.

Cuando estamos en la calle el riesgo es mayor. La mayoría de opciones en los restaurantes no son saludables.
Cuando vamos al supermercado los alimentos procesados o enlatados a menudo son altos en sodio,  La reformulación de los productos, por los fabricantes de alimentos y los restaurantes tomará tiempo si es que se deciden a proteger al salud del cliente.

Mientas tanto lea las etiquetas, cocine en su casa saludable, controle lo que come y viva más.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.