Las grasas monoinsaturadas aumentan el colesterol “bueno”

Según indica un estudio las grasas monoinsaturadas que se encuentran en los aceites vegetales, frutos secos y el aguacate puede ayudar a impulsar los niveles de colesterol bueno cuando se añaden a una dieta.